MISION

Este cuaderno de viajes pretende ser una puerta abierta a historias que describan la cultura, tradiciones, historias viajeras, lugares exóticos y rutas de nuestro planeta. Son noticias e historias escritas en diversos medios recogidas en este blog para todos vosotros. Recorre nuestro perimetro viajero con nosotros.
SI QUEREIS PROMOCIONAR UN SITIO O UNA ZONA, CUALQUIER CONTRIBUCIÓN ES BIENVENIDA.

BUSCADOR DE VUELOS

LAST MINUTE

miércoles, 20 de mayo de 2009

EXPERIENCIAS DE SPAS EN BALI

Bali es diferente, de eso no cabe duda para cualquiera que haya visitado esta mágica isla indonesia. Su estilo arquitectónico se prolonga en la filosofía de sus spas, que va más allá del cuidado del cuerpo. Quien ya ha vivido la experiencia lo define como un renacimiento del espíritu en un ambiente dedicado a los sentidos. Es la alegría, la tolerancia y la simpatía sincera de unas gentes que transmiten su energía a través de la piel con cada masaje y cada tratamiento.
Aquí os ponemos una selección de 8 spas para que vuestros sentidos empiecen a ver sus posibilidades.



1. Hanging Garden Hotel
El nombre dice mucho de este lugar. Las villas del Hanging Garden parecen colgadas sobre el río, como desafiando las leyes de la gravedad. Se trata de unas acogedoras cabañas que se suben por encima de los árboles, de piscinas que se proyectan en el infinito. Todo ello rodeado de la agradable población local, que no duda en mostrar al turista los ritmos cotidianos de la gente que vive aquí. Las 38 lujosas villas con las que cuenta el resort gozan de espectaculares vistas a las montañas tropicales de la zona, así como al río Ayung. Todo un lujo para los sentidos.

2. Alila Manggis Hotel & Resort
El Mandara Spa del Alila Hotel, antes conocido como The Chedi, es uno de los secretos del éxito de este refugio balinés. Dispone de un jardín cuajado de palmeras y una piscina cuadrada de piedra negra desde la que se contempla un escenario de lianas, árboles, aves y cascadas. Todo tan armonioso como caótico. En un entorno natural tan brutal, el hombre necesita suavizar los elementos. Muebles de teka, toallas de inmaculado algodón blanco y un servicio atento pero discreto son sólo alguno de los detalles que encontramos en este lugar mágico. Orden, concierto, simetría para la isla de la paz.

3. Hotel Kamandalu Resort & Spa
Las leyendas siempre dejan un falso fondo para la realidad. La energía de nuestras creencias son también parte de nuestro viaje. Con fama de poseer poderes curativos, este Spa está rodeado de aguas termales utilizadas en ceremonias religiosas. Ya sea parte de leyenda o verdad, lo que sí es cierto es que la sola visión de la vegetación que lo circunda, el sonido del agua y la tradición medicinal milenaria de Asia consiguen verdaderos milagros. Flores, velas, suaves melodías y manos expertas para una experiencia rejuvenecedora en un entorno lleno de romanticismo.

4. Hotel The Balé
Pasan los años y el lugar mantiene la magia del primer día. En el hotel The Balé en Nusa Dua, la luz, el agua y los cuidados parecen fluir desde la parte alta del complejo hasta su entrada. Pocos lugares de Bali saben adaptarse a los gustos contemporáneos como sus famosos Pavillions, con un diseño innovador y minimalista, pero pintado con los pequeños elementos indonesios.

Su exclusivo spa y su playa privada de arena blanca hacen del hotel un destino para privilegiados. En el spa, el yoga y la filosofía zen son la base de unos tratamientos donde los cuerpos se entregan a los aderezos de sales y aceites, según las recetas más antiguas de la isla.

5. Hotel Jimbaran Puri Bali
Después de su reciente remodelación, el Jimbaran Puri ha recuperado mucho de su antiguo esplendor. Un hotel perfecto para los amantes de la playa, para los que gustan de cenar en un chiringuito con los pies sobre la arena, para los que buscan una piscina que anima a nadar en cada amanecer, para los que necesitan un bar con buena música, para los que pueden leer horas y horas sin mirar al reloj, para los que quieren sentir los olores y sonidos de un templo en cada ceremonia...

Hay más. Para los que pueden jugar con los niños en la playa al atardecer, para los disfrutan al comprar pescados para que se lo preparen a la plancha sobre unas brasas a pie de playa, para los que gustan disfrutar de la tarde sin dinero, para los que sonríen a un pescador mientras repara su red, para los que se animan a echar la caña mientras el sol enciende todas las casas con su luz. Para todos estos se creó un lugar mítico como el Jimbaran Puri Bali.

6. Hotel Bulgari
En este sitio no hay opciones para las falsificaciones. La llegada es como un anticipo. La recepción tiene una atmósfera de lugar sagrado, un templo con placeres en bandeja. A veces, y ésta es una de ellas, la marca está a la altura del lugar. El hotel Bulgari en Bali es como las piezas de la misma marca: exclusivo, lujoso y al alcance de refinados sibaritas. Se ubica en una gran fractura entre el cielo y el mar. Las montañas y el océano hacen guardia en un acantilado donde se encajan 59 villas y un edificio central.

Todo orquestado como una gran escenografía, donde el cliente se siente protagonista. Sedas y algodones para las camas, maderas nobles en suelos, volcánicas, mármoles y bambú para las estructuras. Cada villa tiene su piscina y un pequeño templete de madera desde el que contemplar la puesta de sol y escuchar el ruido del gamelán. Sin embargo, la estrella del lugar es su nuevo spa, donde nuestro cuerpo se abandona hasta grados insospechados. La virtud y el pecado están separados por una línea muy fina.

7. Amanusa Resort
Hay lugares que parecen diseñados para impactar. ¡Prohibida la sencillez! La proporción no está en contra de la espectacularidad. Así se puede entender mejor la importancia de este hotel y su entorno. Desde los jardines del Resort Amanusa, junto al club de golf de Bali, se puede contemplar el volcán del Monte Agung mientras se disfruta de uno de los más de 100 tratamientos de su spa.

Déjese tocar, descubra cómo los aceites son absorbidos por la piel y cómo ls cargas se evaporan. Sea un hombre nuevo al salir de la zona de masajes. Posiblemente, el hotel cuenta con los mejores especialistas de reiki y un experto en reflexología acude al resort una vez a la semana. Además, se dice que aquí también se ofrecen los mejores tratamientos faciales de Bali.

8. Hotel Amandari Resort
Días de trekking en la jungla, calor y sudor, esfuerzo para lograr un objetivo. Al final, simplemente el ser uno de los elegidos para poder llegar hasta aquí, ya merece la pena. Amandari significa Espíritus Pacíficos y, fiel a este nombre tan sugerente, nos encontramos en un spa envuelto de paz y armonía donde el único ruido que podemos oír proviene de los pájaros y las corrientes de agua.

Mármoles de Java, bambú que se mece con la brisa, celosías para la intimidad, orquídeas, tumbonas con vistas a un lago salpicado de flores de loto... El corazón hinduista de los balineses en íntima fusión con los mejores tratamientos de belleza y salud. Aquí, la tradición nos ayuda a entender a los clásicos.

INFORMACIÓN Y RESERVAS : PERIMETRO VIAJERO 
Escrito por Pedro Madera en ELMUNDO.es

2 comentarios:

Bali Hotel dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
ariadna dijo...

hola que tal! permítame felicitarlo por su excelente blog, me encantaría tenerlo en mi

directorio y en mi blog relacionado a viajes estoy segura que sería de mucho interés para

mis visitantes !.Si puede sírvase a contactarme ariadna.ld@hotmail.com

saludos
ariadna